Quieres una tarjeta de crédito, pero no una nueva cuenta corriente. ¿Es posible conseguir una tarjeta sin abrir una nueva cuenta en un banco? Sí, hoy en día es posible hacerlo con tarjetas que no exigen trasladar tus ingresos a otro banco.

¿Cómo funcionan las tarjetas de crédito sin abrir cuenta en el banco?

Exactamente igual que una tarjeta de crédito normal. El funcionamiento básico de estas tarjetas es el mismo que cualquier otra que puedas tener en el banco donde tienes la nómina.

Por ejemplo, con la tarjeta Open Credit Я42 Openbank, una vez la recibas, podrás elegir la fórmula de pago que más te convenga entre pago total a final de mes o pago aplazado con una cuota mensual o fija. La única diferencia real de estas tarjetas es que se pueden contratar sin abrir una cuenta en el mismo banco.

¿Cómo se cobran entonces los recibos? A través de la cuenta corriente que facilites como cuenta asociada a la tarjeta. Esa cuenta puede ser de cualquier otro banco. El único requisito es que seas el titular de la cuenta y, dependiendo del banco, que autorices expresamente los cargos de tu tarjeta Open Credit Я42 de Openbank.

¿Cómo puedes solicitar una tarjeta sin abrir una cuenta en el banco?

El proceso para hacerte con una tarjeta de crédito sin cambiar de banco ni abrir cuenta es muy sencillo, sobre todo con un banco online como Openbank. El proceso es 100 % online y lo único que necesitas es:

  • Aportar tus datos personales y asociar la cuenta de banco actual a la tarjeta.
  • Contratarla, para lo que necesitarás el DNI y un dispositivo con cámara y micrófono, como tu móvil.
  • Un comprobante de ingresos.

Una vez hayas solicitado la tarjeta y se haya aprobado su concesión por Openbank, te la enviaremos a tu casa sin costes adicionales.

¿Cuál es tu crédito con una tarjeta sin cuenta en el banco? El que determine la entidad con la que contrates la tarjeta. Así de fácil. Con Openbank conocerás el importe de tu crédito en el momento en que recibas confirmación de la concesión de la tarjeta. De esta forma tendrás siempre claros los límites de la tarjeta y sus condiciones.

Ventajas de las tarjetas sin cuenta corriente en el banco

Los beneficios de tener una tarjeta sin abrir cuenta corriente en el banco son claros:

  1. Un proceso de solicitud ágil y rápido. Sin grandes papeleos y en cuestión de minutos, tendrás tu nueva tarjeta.
  2. Puedes seguir con tu banco y evitar mayores trámites.

Publicidad