Escasez de productos, falta de abastecimiento y aumento de precios. La economía mundial lleva prácticamente dos años sufriendo estos problemas que, lejos de solucionarse, apuntan a convertirse en algo estructural. Es lo que ya se conoce como la crisis de los contenedores y afecta al transporte marítimo de mercancías, entre otras muchas cosas.

¿Qué es la crisis de los contenedores?

Es un efecto dominó que lleva produciéndose en todo el mundo desde el estallido de la pandemia de la COVID-19 y que otros elementos han ido agudizando.

El nombre de esta crisis se debe a la escasez de contenedores para el transporte marítimo, que en la actualidad mueve más del 80 % de lo que se consume en todo el mundo1.

Esta falta de espacio para transportar mercancías ha multiplicado por cuatro el precio de mover un flete de China a Estados Unidos en apenas un año. De los 4.000 € que costaba en septiembre de 2020 ha pasado a más de 20.000 €2.

¿Por qué hay una crisis de contenedores?

Hay varios factores que confluyen en esta crisis, pero la escasez de contenedores es sobre todo logística. Y es que, por problemas de carga y descarga ocasionados por el coronavirus, muchos contenedores no han podido regresar todavía a China y esperan en los puertos de destino un transporte para regresar. En otras palabras, hay contenedores, pero no están en el lugar adecuado.

¿Y no se podrían fabricar más? Ahí es donde se suma la falta de materias primas, ya que tampoco hay acero suficiente para fabricarlos o es demasiado caro como para que merezca la pena. Además, también sería necesario transportar este acero y, hoy en día, la mayoría de los barcos cargueros están ocupados (apenas un 0,6 % de la flota mundial permaneció inactiva en el tercer trimestre de 20213). La propia crisis ha auspiciado esta sobreactividad ya que, ante los retrasos, algunas grandes multinacionales han optado por alquilar sus propios barcos de transporte, lo que aumenta el tráfico marítimo y el trabajo en los puertos.

Precisamente los puertos son otra de las causas de la crisis. Los nuevos brotes de COVID-19, especialmente en China, han afectado a la capacidad de sus puertos para gestionar pedidos. Desde que el puerto de Yantian cerrase en mayo de forma parcial, las rutas comerciales se han ido atascando con barcos que esperan para descargar y otros precisamente para lo contrario4.

Todo esto en medio de la temporada de tifones, que ha retrasado envíos, como ya ocurrió con el cierre del Canal de Suez. Lejos de solucionarse, el problema se ha ido acrecentando y, si antes era posible acelerar los procesos para corregir estos desequilibrios, cada vez es más complicado.

El cambio de paradigma en el consumo de la pandemia, con un aumento de las compras online provenientes de China, tampoco ayuda. Este incremento de compras a través de internet también hace que ahora falten camioneros , igual que faltan estibadores en los puertos.

Cómo afecta la crisis de los contenedores a tu bolsillo

La crisis de los contenedores tiene tres efectos claros. Dos en tu día a día y uno en tu bolsillo.

  1. El primero es que los pedidos que realices pueden tardar más en llegar.
  2. El segundo es la falta de determinados productos. Por un lado, hay escasez de ciertas materias primas, como se está viendo en el mercado de los microchips. Por otro, las propias fábricas chinas y de países productores como India o Vietnam tampoco están pudiendo trabajar al 100 % por la pandemia.
  3. El tercero es un aumento generalizado de precios, resultado de los anteriores puestos. ¿Y qué supone esto para tu economía? La traducción es que ya se empieza a trasladar al precio final de los productos, al igual que tarde o temprano terminará incrementando el precio de la energía.

Como consecuencia, llevamos ya varios meses de inflación, más por el coste de la energía que por la crisis de los contenedores. Y si hay algo que debes saber de la inflación es que afecta al valor de tus ahorros. El aumento del coste de la vida hace que el valor de tu dinero sea menor y sea necesario invertir en tiempos crisis, como ahora.


1Container shipping in times of COVID-19
2Qué es la crisis de los contenedores y cómo está afectando al comercio mundial y a tu bolsillo
3Maersk, el dueño de los mares: "No se ve el final de la crisis de contenedores"
4El atasco de los puertos de China supera al del Canal de Suez y amenaza con llevar el caos al comercio global