Desde que somos pequeños, uno de los consejos más comunes que nos dan es que debemos planificar nuestros gastos para conseguir ahorrar. Y no es de extrañar, puesto que una planificación adecuada de los gastos es esencial para mantener un equilibrio financiero saludable. En este escenario, una de las herramientas más utilizadas para lograr este propósito es el empleo de una tarjeta de crédito con pago a fin de mes, pues proporciona diversas ventajas que no debemos pasar por alto.

¿Cómo funciona una tarjeta de crédito?

Antes de comprobar cómo es posible planificar nuestros gastos con una tarjeta de crédito, hemos de saber cómo funciona. Las tarjetas de crédito permiten a los usuarios realizar compras sin necesidad de pagar la totalidad de inmediato. Es decir, funcionan como un préstamo a corto plazo que otorga el emisor de la tarjeta –generalmente un banco– al titular, quien deberá devolver el dinero más los intereses acumulados en caso de que los haya. Normalmente, cuando se selecciona como método de pago "pago fin de mes" o "pago total", esto es, sin aplazar pagos, no se generan intereses. Esta operación suele ser de carácter mensual. Así lo explica el Banco de España: "El cargo de las compras en tu cuenta se producirá al final del periodo de liquidación de la tarjeta, que suele ser mensual. Lo más habitual es que no te cobren intereses por el tiempo pasado entre esas compras y el cargo en cuenta"1.

Ventajas de utilizar una tarjeta de crédito con pago a fin de mes

La pregunta que surge en el momento de utilizar este producto bancario es si el pago aplazado con tarjeta crédito merece la pena y ayuda a la planificación de las finanzas personales. Así pues, lo mejor que podemos hacer es evaluar cuáles son las ventajas de su uso:

  • Facilidad de pago. Una tarjeta de crédito con pago a fin de mes se puede utilizar prácticamente en cualquier comercio o para realizar cualquier operación.
  • Recompensas. Algunas tarjetas de crédito proporcionan a sus titulares programas de recompensas, que brindan beneficios adicionales por las compras realizadas.
  • Seguridad. En caso de robo o pérdida, la tarjeta puede ser bloqueada y repuesta rápidamente.
  • Financiación. Este medio de pago permite aplazar tus compras, lo que puede resultar sumamente útil en caso de imprevistos. Pongamos como ejemplo la Tarjeta de Crédito Open Credit, sin comisiones2 y con beneficios de viaje por suscripción flexible3; aporta gran flexibilidad porque permite realizar el pago en una sola vez o aplazándolo en cuotas fijas o variables.

¿Cómo planificar los gastos usando una tarjeta de crédito con pago a fin de mes?

Además de todos los anteriores, hay un beneficio adicional en el empleo de tarjetas de crédito con pago a fin de mes: la capacidad de planificar los gastos. En este caso, podemos destacar que al usarla podemos realizar las siguientes acciones:

  • Establecer un presupuesto en el que se determine cuánto se puede gastar cada mes en diferentes categorías (alimentos, vivienda, transporte, entretenimiento, etc.).
  • Registrar todas las compras realizadas con la tarjeta para mantenerse al tanto de en qué se está gastando el dinero.
  • Priorizar pagos de acuerdo con la importancia de cada gasto y la capacidad financiera del titular.
  • Evitar el endeudamiento a partir de un uso responsable que evite la acumulación de deudas.
  • Utilizar la tarjeta solo para compras necesarias, eliminando los gastos impulsivos o superfluos.

¿Es posible aplazar las compras usando una tarjeta de crédito?

A diferencia de las tarjetas de débito, la mayoría de las tarjetas de crédito ofrecen la posibilidad de pagar el saldo total a fin de mes o de aplazarlo en cuotas mensuales. Sin embargo, es importante tener presente que el aplazamiento de las compras en ocasiones conlleva el pago de intereses.

Por otro lado, también es importante señalar que las tarjetas de crédito también pueden ser virtuales, sin necesidad de contar con un soporte físico. Por ejemplo, la Tarjeta de Crédito Virtual Credit, la cual ofrece las mismas prestaciones que una tarjeta tradicional, tiene la ventaja de poder disfrutar al instante4 de una tarjeta 100 % digital, 0 % plástico, dado que puedes comenzar a usarla en cuanto la contratas.

Consejos para usar una tarjeta de crédito con responsabilidad

Finalmente, te dejamos algunos consejos más para que hagas un uso responsable de esta herramienta financiera:

  • Siempre hay que gastar lo que realmente se puede pagar.
  • Conviene evitar los pagos mínimos para no acumular deuda.
  • Compara las tasas de interés y las comisiones de diferentes tarjetas es importante para decidirse por la que más se ajuste a nuestras necesidades.

1¿Sabes cómo tendrás que abonar los pagos que hagas con tu tarjeta de crédito? | BdE
2Contratar y renovar tu tarjeta de crédito es gratis si domicilias tu nómina o utilizas la tarjeta una vez al mes. 0 % TIN anual, 0 % TAE. Ejemplo representativo de modalidad de pago total a fin de mes, disposición 1.500 €: T.I.N.: 0%; T.A.E.: 0 %; Importe total del crédito: 1.500 €. Importe total adeudado: 1.500 €. Coste total del crédito: 0 €. Comisión de emisión de la tarjeta: 0 €. Contratarla es gratis y renovarla también cumpliendo condiciones.
3Beneficios de viaje por suscripción flexible. Funcionan como una suscripción: enciéndelos, disfrútalos y apágalos cuando quieras para que no se renueven al mes siguiente. Si te vas de viaje, enciende sus ventajas por 4,99 €/mes y apágalas cuando quieras. Las ventajas de los beneficios de viaje son: 1) Sin comisiones por comprar en el extranjero, ni por pagar en moneda diferente al euro. Visa podrá aplicar un margen sobre el tipo de cambio del Banco Central Europeo. 2) 5 retiradas de efectivo gratis al mes en cualquier cajero del mundo. 3) Viaja tranquilo con los seguros de asistencia en viaje y de accidentes con Zurich Insurance PLC, Sucursal en España.
4Concesión sujeta a previa aprobación por el departamento de Riesgos de Openbank.

Este artículo ha sido redactado sin ánimo de exhaustividad y con efectos meramente informativos, sin que el mismo suponga ningún tipo de asesoramiento o recomendación por parte de Open Bank, S.A. Para confirmar la información acuda a fuentes de información oficiales o consulte con un profesional. Open Bank, S.A. declina cualquier responsabilidad por la emisión del presente artículo.

Publicidad